Un instructor judicial mató de un balazo en el tórax a un ladrón en medio de un tiroteo

Un instructor judicial mató de un balazo en el tórax a uno de los seis delincuentes con quienes se tiroteó cuando intentaron robarle la cami...

Un instructor judicial mató de un balazo en el tórax a uno de los seis delincuentes con quienes se tiroteó cuando intentaron robarle la camioneta en la puerta de su casa, donde se encontraba junto a su esposa, en la localidad bonaerense de San Justo, partido de La Matanza, informaron hoy fuentes judiciales y policiales.



El hecho ocurrió anoche frente a una vivienda situada en Centenera y avenida Illia del barrio San Nicolás del citado distrito, cuando el instructor judicial de la Fiscalía 8 del Departamento Judicial La Matanza, identificado por las fuentes como Antonio Armando Pagano, se encontraba en la puerta de su domicilio junto a su mujer pasando combustible desde un bidón a otro vehículo familiar.

De acuerdo al relato del empleado judicial, el hecho comenzó cuando Pagano estacionaba su camioneta para luego cargar combustible en el auto de su mujer, que había quedado parado también en esa cuadra.

En esas circunstancias, la pareja fue sorprendida por una banda de delincuentes que descendió de un auto Volkswagen Gol y quiso robar la camioneta Nissan Frontier de Pagano o provocar una entradera.

Según dijeron los voceros consultados, el instructor se resistió al robo y extrajo un arma de su propiedad con la que se tiroteó con los asaltantes.

Algunos testigos aseguraron a los investigadores que en el tiroteo se dispararon entre seis a ocho balazos.

Los informantes dijeron que uno de los sospechosos identificados como Jonathan Ezequiel Fredes (25), domiciliado en Basualdo 372 de Villa Luzuriaga, también de La Matanza, murió en plena fuga y quedó tirado en la vía pública a los pocos metros de donde comenzó el hecho con un balazo en el tórax.

Junto a su cuerpo se halló luego un arma de fuego de color negro con mango gastado, que fue secuestrada junto a la pistola calibre 9 milímetros de libre uso del instructor judicial.

En tanto, sus cómplices lograron escapar a los tiros y a la carrera hasta subirse al Gol que había quedado detenido a unos metros, en el que huyeron, añadieron los voceros.

Personal de la comisaría de San Justo y el Comando de Patrullas que llegó al lugar se entrevistó con Pagano, quien refirió que uno de los hombres armado intentó sacarle las llaves de la camioneta y en medio de un forcejeo logró que se fuera.

No obstante, agregó que hubo un intercambio de disparos en medio del intento del robo, en el que cayó muerto uno de los seis ladrones que lo abordaron.

Pagano dijo a los investigadores que temió que los asaltantes intentaran ingresar a su casa para robar y que la situación fuera más grave aún, añadieron los voceros.

El instructor fue en principio demorado, aunque luego el fiscal a cargo de la Unidad de Instrucción Especializada en Homicidios de La Matanza, Marcos Borghi, dispuso que fuera liberado hasta que se realicen las diligencias de rigor, ya que por el momento todo indica que se trató de un caso de legítima defensa, añadieron las fuentes.

El fiscal aguarda la identificación del fallecido, la autopsia, el análisis de imágenes de cámaras de seguridad de la zona, pericias balísticas y demás diligencias para avanzar en la investigación.

Efectivos de la DDI de La Matanza y de la comisaría de San Justo trabajan esta mañana con imágenes de cámaras de seguridad para dar con los otros cinco asaltantes que escaparon y analizan si el vehículo en que estaban tenían pedido de secuestro.

La municipalidad de La Matanza le facilitó a la justicia diferentes cámaras de seguridad para ayudar en la investigación y de esa forma lograr dar con la otra parte de la banda y sí venía de cometer otros robos en la zona.

El cuerpo del fallecido se encontraba este mediodía en sede judicial de Lomas de Zamora para ser sometido a una autopsia que determiné la causa de muerte.

Varios vecinos de la zona se juntaron en el lugar del ataque ante la presencia de la prensa para quejarse de la ola de inseguridad que sufren en San Justo.

"Nuestro Barrio San Nicolás de San Justo es zona liberada. Estamos solos y, si no se ponen media pila, seguirán defendiéndose los vecinos... señores: ¡Ya no se aguanta más!", protestó Silvia, una mujer vecina, al diario local El1 Digital.

"Es una locura que salgan los familiares del delincuente muerto a reclamar Justicia. Este es, definitivamente, un país donde todo está mal y no hay vuelta atrás", se quejó Luciana, otra vecina del empleado judicial asaltado.

Fuente: (Zona Oeste Diario / Télam)

Noticias relacionadas

Zona Oeste 3385696921285595845

Publicar un comentario

emo-but-icon

Buscar noticias

Lo último

Populares

item